Ir al contenido

publicidad

Foto

Malvadas II - Sadicas y asesinas en serie.


Este tema ha sido archivado. Esto significa que no puedes responder en este tema.
26 respuestas en este tema

    Shaiyia

  • CANCELADO
  • Registrado: 07 nov 2003
  • Mensajes: 24.419
#1

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:12

Aquí os traigo la segunda parte, en este caso las mujeres matan por pluro placer.

Aviso, es un tocho, asi que si a alguien no le interesa...que no venga poniendo ladrillos o diciendo que les hagan un resumen :D

Erzsébet Báthory

Imagen Enviada

Nombre: Erzsébet Báthory.
Lugar de los hechos: Hungría.
Año del crimen: 1575-1610.
Delito: Torturar y matar a más de 500 mujeres. :shock:
Móvil: Placer sexual, sadismo y búsqueda de la eterna juventud a través de baños de sangre.
Modus operandi: Sala de torturas.
Sentencia: Encerrada de por vida en su habitación con las puertas y las ventanas tapiadas.
Curiosidades: No la condenaron a muerte ya que siempre estuvo protegida por su ilustre apellido.

Erzsébet Báthory se aburría en su castillo de Csejthe (Hungría). Su marido, el conde Ferencz Nádasdy, con el que se había casado a los 15 años, apenas tenía tiempo para ella, siempre enredado en obligaciones sociales y militares. Así que ella pasaba días, meses e incluso años sola y aburrida en aquel lugar salvaje y solitario. Su suegra, Orsolya Nádasdy, sólo le permitía leer libros religiosos o de historia. Las diversiones estaban prohibidas. Así que la condesa las buscaba a escondidas en la soledad de su habitación y con la complicidad de sus criadas, que la vestían, la peinaban y la maquillaban para desvestirla, despeinarla y desmaquillarla a continuación, sin dejar rastro de esos placeres.

Fue así como puso en alerta su imaginación. Su maquiavélica cabeza, curtida en el satanismo y los placeres sexuales merced a sus propios tíos, pronto dio a luz los más crueles e inhumanos pasatiempos. Su biografía se pierde en la bruma de la leyenda, dando a la historia argumentos de sobra para que hayan corrido ríos de tinta (o de sangre) sobre su persona.

Alentada por los peores instintos, sacrificó a sus sirvientas en aras de sus caprichos sádicos y veleidades sexuales, con el ingrediente añadido de la imaginación, que actuó como una vuelta de tuerca de su aparatosa crueldad. Erzsébet, perteneciente a la más antigua nobleza de Hungría, no tuvo escrúpulos en colocar a sus doncellas, todas vírgenes, en el disparadero de su locura. Las pinchaba con alfileres y las mordía hasta hacerlas sangrar. Las untaba de miel y las abandonaba a su suerte para que fueran presa de las bestias. Las obligaba a barrer desnudas. O las exponía, también sin ropa, al más crudo invierno hasta que se convertían en estatuas de hielo. ¿Podía haber algo más cruel? Sí. La condesa Báthory, que alumbró cuatro hijos, fue capaz de llegar más lejos. Esto ocurrió cuando se quedó viuda –corría el año 1600–, y pudo disponer a su antojo del castillo. Entonces, con la ayuda de tres damas de compañía, las terribles Dorkó, Katá y Ilona Jó, y un paje enano conocido como Ficzkó, desató por completo su cruenta imaginación.

LA ETERNA JUVENTUD

Necesitaban vírgenes para sus experimentos y no dudaron ni un instante en atraer hacia el tétrico castillo a ingenuas jovencitas de pueblo, a las que encerraban en el sótano, acondicionado como sala de tortura. Allí, tenían lugar las escenas más siniestras. Erzsébet se recreaba en ellas, pero lo que realmente buscaba era la sangre de sus víctimas, que la habría de redimir, según creía, de la inclemencia de la vejez. La condesa iba en pos de la eterna juventud. Y estaba dispuesta a pagar cualquier precio.

Por eso, nunca cejó en su empeño. Buscó la sofisticación en el crimen. Cuando ya no le satisfacía ver cómo sus víctimas se comían trozos de su propio cuerpo cortados por ellas mismas, y tropelías de ese estilo, se hizo traer de Alemania un artilugio innombrable, aunque llamado “la doncella de hierro”. Un ingenio con forma femenina cuyo mecanismo atraía hacia sí a sus víctimas, que eran atravesadas por cinco puñales y cuya sangre corría por un canal hasta verterse sobre la condesa que aguardaba paciente el elixir. :shock:

Erzsébet creía que estaba por encima del bien y el mal, y así actuaba. En su castillo, era reina y señora, sin darse cuenta de que cada vez era mayor su fama y peores los rumores que corrían sobre ella. Pronto no hubo chicas que quisieran ir a trabajar al castillo, ni siquiera a cambio de dinero o vestidos. En ese momento, las brujas Darvulia, primero, y Majorova, después, recomendaron a Erzsébet que escogiera a jóvenes de sangre azul para mejorar sus tratamientos de belleza. No fue difícil convencer a las descendientes de familias arruinadas, que vieron en su viaje al castillo de Csejthe la posibilidad de una vida mejor. Pero la condesa era insaciable.

En 1608, el emperador Rodolfo II, archiduque de Austria y rey de Hungría y de Bohemia, cedió el reino de Hungría a su hermano Matías. El nuevo rey concedió la libertad de religión a los campesinos y se fijó como meta combatir el mal. Esto implicaba a Erzsébet Báthory. En diciembre de 1610, el rey convocó a todos los nobles, magistrados y palatinos de la provincia. Muchas de esas gentes principales recurrieron a la hospitalidad de la condesa, entre ellos el príncipe Thurzó, a quien Matías había confiado la investigación sobre los hechos de la mansión. Erzsébet se encontraba segura detrás de su apellido. A cualquier acusación respondía con la palabra “mentira”. Ignoraba que Megyery el Pelirrojo, tutor de sus hijos, actuaba por su cuenta y que ya había reunido las pruebas de sus delitos y las había puesto en manos del rey. El soberano pidió entonces a Thurzó que volviera a Csejthe. Las evidencias eran demasiadas. El palatino llegó sin ser anunciado. En el trayecto, se le unió un grupo de campesinos clamando justicia.

SANGRE Y TORTURA

De camino al sótano el olor a muerte era más y más insoportable. Había sangre en todas partes. Ante los ojos de toda esa gente se alzaba la sala de torturas y sus infames instrumentos. Allí estaba la bañera, las celdas en las que las jóvenes esperaban y, para su espanto, dos muchachas que agonizaban, junto al cadáver de una tercera.

Mientras esto sucedía, ¿dónde estaba Erzsébet Báthory? Se había refugiado en un castillo más pequeño. Pero no tenía escapatoria. En la puerta, la esperaba el carruaje que la llevaría a Transilvania junto a todos sus instrumentos de tortura y un diario en el que había anotado los nombres y algunos detalles de sus víctimas, que llegaron a ser, según la leyenda, unas 616 jóvenes. El enano, Katá, Ilona Jó y Dorkó fueron arrestados, y la condesa encerrada en su habitación a la espera del juicio. Ellos pagaron sus atrocidades con su vida. El primero fue decapitado. Las tres mujeres, condenadas a la hoguera por brujería. Báthory nunca fue a juicio. (manda cojones...) Habría sido un escándalo. Su castigo fue el encierro de por vida en sus aposentos del castillo de Csejthe. Tapiaron las ventanas y la puerta, y sólo dejaron una pequeña rendija para suministrarle el agua y la comida. Nunca se quejó. A los tres años, el guardián se la encontró muerta, vestida de blanco y entre murciélagos.

LA VERSIÓN FEMENINA DE DRÁCULA

La leyenda. La proximidad geográfica del castillo a la Transilvania de Drácula, sus dientes afilados y sus satánicos baños de sangre le han valido el sobrenombre de la condesa Drácula, personaje al que emulaba y que incluso superó en sus sanguinarias prácticas.

Sus compinches. No actuaba sola, sus tres criadas y su paje enano fueron elementos imprescindibles para sus planes. Sus servicios iban desde reclutar a las jóvenes hasta llevar a cabo personalmente las torturas. También hay que destacar la labor de sus “colaboradores invisibles”, aquellos personajes como el reverendo de la provincia, que mantuvieron su silencio para no perder sus favores.

Confinada. Encerrada en su habitación, tapiadas las ventanas y la puerta, sólo se dejó una pequeña rendija por donde se le pasaba pan y agua. Su suplicio duró tres años.

Podeis leer más ampliamente sus atrocidades en:
Wikipedia
ERZSEBET BATHORY - La condesa sangrienta.
Pasar miedo

Peliculas sobre esta sanguinaria mujer:
* La rouge aux lèvres (coproducción europea, 1971)
* Countess Dracula (Reino Unido, 1971)
* La noche de Walpurgis (hispano-alemana, 1971)
* La novia ensangrentada (España, 1972)
* Ceremonia sangrienta (ítalo-española, 1973)
* Contes Immoraux (Francia 1974)
* Eternidad (Eternal) (canadense, 2004)
* Sobrevivir (Stay Alive) (estadounidense, 2006).

Aileen Wuornos
(Seguramente os suene de la pelicula Monster)

Imagen Enviada

Nombre:
Aileen Wuornos.
Lugar de los hechos: Florida, (Estados Unidos).
Año del crimen: 1989-1991.
Delito. Asesinar a siete clientes.
Móvil: Pensaba que le iban a hacer daño.
Modus operandi: Hacía autostop, ofrecía sus servicios y disparaba a sus víctimas. (Pensaba que le iban a hacer daño y les paraba ella...¬¬)
Sentencia: Pena de muerte con inyección letal.
Curiosidades: Su vida está narrada en libros, cómics, multitud de artículos de prensa, dos documentales y en la película “Monster”.

"Tenía que matarlos. Esos bastardos iban a lastimarme”. Aileen Wuornos argumentó defensa propia, pero no la escucharon. En 2002 fue ejecutada, tras 10 años en el corredor de la muerte. El caso de esta mujer, que nació en 1956 y creció marcada por los abusos, se convirtió en un fenómeno mediático, que impactó a los norteamericanos.

Nada en su vida había sido fácil. Su padre era un pedófilo que se suicidó en prisión al poco de nacer su hija. Su madre, una mujer sin corazón que dejó a sus hijos en manos de sus desaprensivos abuelos, Lauri y Britta Wuornos. Su abuela, una alcohólica que hablaba a golpes. Su abuelo, un hombre que la violaba. Su hermano también abusaba de ella. A los 14 años, Aileen se quedó embarazada, dio a su niño en adopción, huyó del infierno familiar y viajó por todo el país. (La verdad es qeu vaya vida que tuvo la mujer...)

Encontró salida en la prostitución, el alcohol, las drogas y en una mujer, Tyria Moore, de la que se enamoró. Los problemas con la Justicia eran casi diarios. En 1989, un hombre llamado Richard Mallory, al que había ofrecido sus servicios, la llevó hasta un bosque e intentó violarla. Ella sacó un arma y disparó. Y lo mismo hizo con otros seis clientes, a los que paraba en la carretera. Cometido el crimen, se llevaba sus pertenencias y abandonaba el coche. El tribunal que la juzgaba no la creyó cuando gritó: “¡Soy inocente. Fui violada. Ojalá los violaran a ustedes!”

Su historia más ampliamente:
Asesinos en serie
La pelicula: Monster

Waltraud Wagner

Imagen Enviada
Waltraud es la de arriba a la izquierda, las otras tres son sus complices.

Nombre: Waltraud Wagner.
Lugar de los hechos: Viena (Austria).
Año del crimen: 1983-1989.
Delito: Asesinar a 300 pacientes. (La madre que la parió...)
Móvil: Les mataba para aliviarles.
Modus operandi: Les obligaba a beber sin dejarles respirar hasta que sus pulmones se encharcaban.
Sentencia: Cadena perpetua.
Curiosidades: Se definía a sí misma como un ángel compasivo enviado por Dios para administrar su cura a quienes deseaban morir. :|

La enfermera austriaca Waltraud Wagner asesinó a 300 pacientes del hospital de Lainz, de Viena. No lo hizo por maldad, sino “por su bien”. Wagner era lo que se conoce como un “ángel de la muerte”, o una “heroína homicida”, según el manual de crímenes violentos. Se creía una salvadora de la humanidad. Para sus ambiciosos fines, contó con la colaboración de tres cómplices: María Gruber, Stefanie Mayer e Irene Leidolf.

Cuando fueron detenidas, Waltraud confesó que lo hacían para “aliviarlos”, ya que se trataba de ancianos y enfermos terminales. Su atrevimiento no se quedaba ahí. “Muchos se resistían, pero nosotras éramos más fuertes y decidíamos”. Lo que no contó se supo de boca de otras enfermeras, que revelaron cómo en el pabellón cinco, conocido como “el pabellón de la muerte”, se celebraban orgías y fiestas desenfrenadas junto al lecho de muerte de las víctimas. (pero que hijas de puta...)

Wagner y las suyas llevaban a cabo el ritual que denominaban “cura de agua” y que consistía en cerrar los orificios nasales oprimiendo las aletas con los dedos, al tiempo que presionaban la lengua de sus víctimas hacia abajo y les obligaban a beber agua hasta que sus pulmones quedaban encharcados. Lo que se dice una obra de caridad. Las acusadas fueron detenidas en 1989. El jefe del pabellón no tuvo duda cuando murieron dos pacientes que iban a ser dados de alta. Habían sido asesinados.

Historia más amplia (inglés):
Waltraud Wagner

Dorothea Puente

Imagen Enviada

Nombre:
Dorothea Puente.
Lugar de los hechos: Sacramento (California, EE.UU.).
Año del crimen: 1988-1989.
Delito: Nueve asesinatos.
Móvil: Quedarse con el dinero y los cheques de la seguridad social de sus víctimas.
Modus operandi: Envenenaba a mendigos, ancianos y alcohólicos y los enterraba en el jardín. (Joder con la abuela...)
Sentencia. Cadena perpetua.
Curiosidades: Huyó mientras cavaban en su jardín. Lo hizo con tanta naturalidad que no despertó sospechas.

La escena no podía ser más idílica. Una viuda encantadora, enamorada de su jardín, acoge a mendigos, alcohólicos y ancianos desamparados en su casa de Sacramento. Les alquila una habitación por un puñado de dólares. Parece una estampa casi navideña, pero no lo es. A los pocos días, sus huéspedes desaparecen sin dejar rastro. Nadie les echa en falta, al fin y al cabo se trata sólo de desarrapados.

Un buen día, la desaparición de un alcohólico levanta las sospechas de una trabajadora de los servicios sociales. Dorothea le había contado que el viejo en cuestión se había vuelto a México, pero ella no lo creyó; algo en la versión de la viuda despertó sus sospechas. Cuando volvió a la pensión, que ya tenía fama de clandestina, lo hizo junto a dos policías.

Entonces, ocurrió algo que no podía faltar en el guión de esta bien tramada película. Un inquilino entregó a unos de los agentes una nota en la que se leía: “La señorita Puente nos ha pedido que mintamos”. A los cuatro días, los policías volvieron con una orden de registro y una autorización judicial para cavar en el jardín. Encontraron los cuerpos de los desaparecidos. La que no estaba era Dorothea, que había huido. Estuvo en busca y captura una semana. La detuvieron en Los Ángeles. El fiscal acusó a la anciana de avariciosa y manipuladora, y de haber asesinado a sus víctimas a sangre fría para quedarse con su dinero.

Enlace interesante (habla de Dorothea Puente y otros asesinos en serie) - Asesinos en serie.

Yiya Murano

Imagen Enviada

Nombre: Mercedes Aponte de Murano, “Yiya”.
Lugar de los hechos: Buenos Aires (Argentina).
Año del crimen: 1979.
Delito: Asesinar a tres mujeres.
Móvil: Deudas económicas con las fallecidas.
Modus operandi: Les daba galletas con cianuro.
Sentencia. Cadena perpetua, que quedó reducida a 13 años de prisión.
Curiosidades: Nacha Guevara la dio vida en una recreación que la televisión hizo de su historia.

Tenía todas las de ganar, pero su avaricia le sirvió en bandeja todas las de perder. Mercedes Bernardina Bolla Aponte de Murano, alias Yiya, estaba casada con un abogado, era hija de militares y residía en un lujoso barrio de Buenos Aires. Su vida era tranquila hasta que la ambición se cruzó en su camino. Fue a raíz de que los intereses que ofrecían los bancos se subieran por las nubes. Yiya decidió aprovecharlo.

Se convirtió en una especie de corredora de Bolsa. Depositaba a plazo fijo el dinero que le proporcionaban sus amigas y se lo devolvía con intereses.
Al principio, cumplía con estas entregas, pero las cantidades cada vez eran mayores y empezaron los retrasos. Llegó un momento en que Yiya debía 300.000 dólares. Las afectadas eran su prima segunda, Carmen Zulema del Giorgio, su concuñada Nilda Gamba y la amiga de ésta Lelia Formisano. O sea, las que iban a ser sus víctimas. Con las deudas vinieron los agobios. Los hechos se sucedieron a velocidad de vértigo. Nilda se sintió mal después de tomar el té con Yiya. Falleció en sus brazos. Días después, Lelia apareció muerta frente al televisor, tras haber tomado también el té con Yiya.

Ya sólo quedaba Zulema, que se sintió mareada y salió a las escaleras a pedir ayuda. Murió en el acto. Ya se sabe quién la había visitado. La hija de la última víctima recordó que Yiya tenía casualmente una deuda con las tres. La Policía sólo tenía que seguir el rastro. Al final, estaba la asesina.

Historia más amplia: wikipedia.

Velma Barfield

Imagen Enviada

Nombre: Velma Barfield.
Lugar de los hechos: Carolina del Norte (Estados Unidos).
Año del crimen: 1974.
Delito: Cuatro asesinatos.
Móvil: Evitar ser descubierta por pedir un crédito con otro nombre y vengarse de sus jefes.
Modus operandi: Envenenamiento.
Sentencia: Ejecutada con inyección letal.
Curiosidades: Fue la primera mujer a la que se aplicó la pena capital en siete años.

Cayó en su propia trampa. En 1974, con el fin de conseguir un préstamo hipotecario, Velma Barfield se hizo pasar por su madre, Lillie Bullard, de 64 años. No pudo resistir la presión de la mentira. Le atormentaba que tarde o temprano su madre se enterase y decidió quitársela del medio. No recurrió a ningún método sofisticado. Abrió el armario, cogió el bote del insecticida y regó la sopa lista para comer. La jugada le salió redonda. La muerte de su madre se atribuyó a causas naturales.

No contenta con esto, dos años después, harta de la dueña de la casa en la que trabajaba como ama de llaves, Dolly Edwards, de 85 años, la asesinó, esta vez con raticida. Tuvo, además, la sangre fría de acudir al funeral y deshacerse en lágrimas.

Y aún hubo una tercera y una cuarta. Volvió al mismo empleo y volvió a matar. Esta vez fue su jefe, John Henry Lee, un hombre de 85 años, al que envenenó. A estas alturas ya no podía parar. Se comprometió con el sobrino de la difunta Dolly, un tal Stuart Taylor, que no sospechaba nada, y le mató. Echó raticida en su cerveza sin tener en cuenta que ella había sido la única persona que había estado con él en cuatro días. La detuvieron y Velma confesó sus crímenes. En 1984, con 52 años de edad, fue ejecutada con una inyección letal en Carolina del Norte. Hasta 1.000 cirios alumbraron su viaje a la oscuridad.

Noticia sobre su muerte: Velma

Enriqueta Martí.

Imagen Enviada

Nombre: Enriqueta Martí.
Lugar de los hechos: Barcelona.
Año del crimen: 1912.
Delito. Matar a niños.
Móvil: Corrupción de menores y brujería.
Modus operandi: Ritos de brujería.
Sentencia: El juicio no llegó a celebrarse porque la lincharon en prisión.
Curiosidades: Cuando Barcelona estaba conmocionada por el caso de “la vampira del carrer Ponent”, un transatlántico se hundió tras chocar con un iceberg: era el Titanic.

Sembró el terror en la Barcelona de 1912. Su apodo, “la vampira del carrer Ponent”, incluso se le queda corto. Era asesina, bruja, secuestradora, prostituta, alcahueta, falsificadora y corruptora de menores. Secuestraba a los niños, les sacaba la sangre, las grasas y el tuétano de los huesos, los ingredientes necesarios para elaborar sus pócimas mágicas. (Pero que cabrona)

La alarma saltó con la desaparición de Teresita Guitart, de cinco años, en la puerta de su propia casa. Enriqueta Martí sedujo a la niña con el viejo truco de “ven, bonita, que tengo dulces para ti”, la escondió bajo una tela negra y la arrastró hasta la sombra de su guarida. Pero una vecina vio el rostro triste de la pequeña pegado a los cristales y fue con el cuento a un tendero que, a su vez, se lo dijo a un policía, que consiguió una inspección.

El registro se convirtió en un pasaje a la casa del terror. En un saco había un trajecito de niño y un cuchillo ensangrentados. En otro, costillas, clavículas, rótulas… En un armario, una cabellera rubia. En otro, medio centenar de frascos rellenos de sangre coagulada, grasa y otras sustancias, junto a un recetario de fórmulas misteriosas y ungüentos. La bruja estaba acorralada. Ya sin escapatoria, declaró que era curandera y vivía de las pócimas y los ungüentos. Murió en el patio de la cárcel linchada por sus compañeras. El juicio no llegó a celebrarse.

Su historia más ampliamente: La vampira del carrer Ponent
Historia con dialogos del registro

Lucy de Berk

Imagen Enviada

Nombre: Lucy de Berk.
Lugar de los hechos: La Haya, (Holanda).
Año del crimen: 1997-2001.
Delito: Trece asesinatos.
Móvil: Se sentía cualificada para decidir entre la vida y la muerte.
Modus operandi: Sobredosis de medicamentos.
Sentencia: Cadena perpetua.
Curiosidades: En su diario delató “una compulsión que la llevaba a actuar”.

"Hoy he vuelto a dar paso a mi compulsión y con ella hago felices a las personas”. Lucy de Berk, enfermera holandesa de 41 años, escribió esta frase en su diario y con ella retrató unas motivaciones perversas. Acababa de dar rienda suelta a su criminal instinto. Lo hizo hasta en 13 ocasiones, una de ellas con un bebé de seis meses, en tres hospitales diferentes de La Haya.

A todas sus víctimas les administraba sustancias letales: una mezcla de morfina y potasio. Ella, desde su posición omnipotente, decidía quién debía vivir y quién “necesitaba” morir con una supuesta motivación moral y salvadora. No fue difícil detenerla, iba dejando pistas clave. Todas las muertes se producían de manera inesperada y por razones externas, como consecuencia de sobredosis de medicinas. Y los fallecidos siempre eran niños menores de seis años o enfermos crónicos. Además, la evidencia estaba ahí: todos los fallecimientos de pacientes tuvieron lugar durante los turnos de guardia de Lucy de Berk.

El Tribunal de Apelación de La Haya confirmó la pena de cadena perpetua y el tratamiento psiquiátrico que debía recibir. Los jueces consideraron que era culpable y decretaron que había actuado “conscientemente y con premeditación”. Ella no lo pudo resistir y en medio de la sala, entre sollozos, gritó: “Yo no lo he hecho, no puedo escuchar más”. Los investigadores la relacionan con otros 11 asesinatos.

Historia más ampliamente (inglés): Wikipedia

Christine Malevre

Imagen Enviada

Nombre: Christine Malevre.
Lugar de los hechos: París.
Año del crimen: 1997-1998.
Delito: Matar a 30 enfermos terminales.
Móvil: Poner fin al sufrimiento de los enfermos.
Modus operandi. Les administraba morfina o potasio.
Sentencia: Puesta en libertad.
Curiosidades: Fue descubierta tras una investigación interna del hospital, al producirse un inexplicable aumento de muertes entre los pacientes del servicio de neumología. Ningún familiar de los fallecidos interpuso demanda contra ella.

Las casualidades siempre son sospechosas, por ejemplo, demasiados fallecimientos en la misma planta de un hospital –el servicio de neumología del Mantes-la-Jolie de París– y siempre relacionados con enfermos entre los 72 y los 88 años. En el escenario de los hechos, a la vista de todos, estaba Christine Malevre, una enfermera francesa de 28 años, en quien desde el principio recayeron todas las sospechas.

Al verse descubierta, Christine intentó suicidarse, pero no se salió con la suya. Sí pudo desquitarse, en cambio, en el juicio. Declaró que había actuado por compasión ante los enfermos terminales. Llegó a reconocer que había cometido 30 asesinatos, pero rectificó y bajó el número a siete.

Estaba acusada de homicidio voluntario, pero el juez se apiadó de ella. Obraron a su favor los informes psiquiátricos, que determinaron el padecimiento de “una fascinación morbosa por la enfermedad”, además de “desequilibrios mentales”, que le impedían medir sus actos. Ella siempre defendió que lo había hecho para poner fin a los sufrimientos de sus pacientes, la mayoría necesitados de asistencia médica permanente y en fase terminal. El fiscal del caso, Jacques Hossaert, reavivó el debate sobre la eutanasia al explicar que esta mujer había actuado a petición de las familias de los enfermos y con el argumento a su favor de que nadie, salvo el hospital, había interpuesto una denuncia.

Noticia en España sobre su condena: El Pais

Malvadas I - Asesinas de sus familiares

Vaya tela...

Saludos pa to@s.
Imagen Enviada
"La desesperanza está fundada en lo que sabemos, que es nada, y la esperanza sobre lo que ignoramos, que es todo."
Nights para Wii está en camino, ¡ahora para 360!

#2

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:26

Dios :? :?
"Modus operandi: Envenenaba a mendigos, ancianos y alcohólicos y los enterraba en el jardín. (Joder con la abuela...) " X-D lo de joder con la abuela me ha matado.
Hay que ser hijo de puta, y que mataba niños para sacarles sangre, etc, menuda HIJA DE PUTA :?
La lincharon en la carcel por hija de puta, se lo merecía.

  • jenny06

  • Midna

  • vida restante: 100%
  • Registrado: 26 jun 2006
  • Mensajes: 944
#3

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:30

Que fuerte la primera, que cabrona!! Y la Waltraud Wagner también 300 pacientes impresionante..

  • Marluxia

  • Bang

  • vida restante: 100%
  • Registrado: 14 oct 2006
  • Mensajes: 10.248
#4

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:31

Joder , me he quedado alucinado , y eso que solo le he echado una primera lectura :?

    MichaelSteel

  • CANCELADO
  • Registrado: 18 abr 2006
  • Mensajes: 13.685
#5

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:35

BATHORY ROCKS!!!!
Imagen Enviada


Fuera de coñas, yo lei en un libro que tengo por aqui sobre Serial Killers, que una Doncella le pego un tiron de pelo a Erzsebet Bathory mientras la peinaba y la condesa (segun la version), le metio un guantazo que la hizo sangrar o le tiro una cuchilla a la cara. Sea como fuere, la sangre acabo en las manos de la condesa que vio como la zona ensangrentada de si piel se volvia mas tersa y suave, de ahi su paranoia por la sangre y la doncella de hierro y tal.

Imagen Enviada

#6

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:39

Joder, como molan tus posts tía. Da miedo pensar que puede haber peña así suelta por ahí. La que más me ha sorprendido ha sido "la vampira del carrer Ponent", supongo que será porque era española...
Aleen Wournos tenía una enfermedad en verdad, era paranoica.

¿Y la que se ha cargado a 300? xD El ejército espartano enteritoo!
Alucinante la verdad.

______________________________________________

Imagen Enviada



#7

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:43

Excelente info.

____________________________________________
Imagen Enviada Imagen EnviadaImagen Enviada Imagen Enviada

    QSF_AMAZO

  • EXPULSADO
  • vida restante: 0%
  • Registrado: 03 feb 2007
  • Mensajes: 6.503
#8

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:43

Kate McCann


Imagen Enviada


Nombre: Kate McCann
Lugar de los hechos: Portugal
Año del crimen: 2007
Delito: Matar a su propia hija para irse de marcha, la tunante
Móvil:Irse de marcheta guapa por Lisboa.
Modus operandi: Somníferos
Sentencia: Que va hombre, si la peña se cree que es inocente X-D
Curiosidades: Hay quien dice que está buena. Sale por la tele y tal, le dan hasta mas importancia que al fútbol.

Kate McCann se aburría en su hotel de Lisboa (Portugal). Su marido, el calzonazos Gerry McCann, con el que se había casado a los 25 años, apenas tenía tiempo para pajearse, siempre enredado en obligaciones sociales y militares. Así que ella pasaba días, meses e incluso años sola y aburrida en aquel lugar salvaje y solitario. Su suegra, Amapro McCann, sólo le permitía leer manga o Batman, y Bla bla bla...

El resto os lo sabéis, y si no, poner la tele, mendrugos.

#9

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:46

BATHORY ROCKS!!!!
Imagen Enviada


"Oh yeah!" X-D.

Interesante. La verdad es que me ha parecido mejor que el otro, porque, aunque no me gusta decirlo, aquel no me impresionó en absoluto, debo estar perdiendo sensibilidad (por ejemplo, cuando la mujer aquella de Santomera -Murcia- mató a sus hijos, yo vivía en ese mismo pueblo, y me dio igual).

¿Hay algún post de estos más?.

Imagen Enviada

#10

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:51

Joder con la abuelita esa... la virgen

    Shaiyia

  • CANCELADO
  • Registrado: 07 nov 2003
  • Mensajes: 24.419
#11

Escrito 23 septiembre 2007 - 14:52

Empty si, quedan dos entregas, una de ellas son las apodadas viudas negras :)

Hombre, este impresiona más por la crueldad de algunas, el otro supongo que tenía menos detalles macabros y fueron asesinatos tirados más por un momento de locura, que estos que se leen aqui :D

Maestro eso de la abuela...es que es loq ue me vino a la cabeza al leerlo X-D

Saludos pa to@s.
Imagen Enviada
"La desesperanza está fundada en lo que sabemos, que es nada, y la esperanza sobre lo que ignoramos, que es todo."
Nights para Wii está en camino, ¡ahora para 360!

  • Kuranes

  • PARIETINAE UMBRA

  • vida restante: 100%
  • Registrado: 07 sep 2003
  • Mensajes: 4.816
#12

Escrito 23 septiembre 2007 - 15:05

En ese momento, las brujas Darvulia, primero, y Majorova, después, recomendaron a Erzsébet que escogiera a jóvenes de sangre azul para mejorar sus tratamientos de belleza. No fue difícil convencer a las descendientes de familias arruinadas...


Sobre la buena de Erzsébet, destacar éste párrafo. Fue Majorova, la segunda consejera de la condesa tras la muerte de vieja de Darvulia la que, ante la falta de resultados que daba la sangre de las plebeyas, la convenció de pasar a liquidar a jovencitas de sangre noble, que sin duda daría mayores resultados que la sangre de zafias aldeanas. Para ello Erzsébet mandó a sus agentes a convencer a familias de la baja nobleza de enviar a sus hijas a Csejthe como pupilas para aprender protocolo y los usos de la alta nobleza. Las 26 que llegaron no le duraron a la condesa más que un par de semanas. :D

Pero ese fue el principio de su fin. Si bien a nadie le importaba lo que hiciera con las campesinas, en esa época el rey se basaba en la pequeña nobleza y burguesía para contrarrestar el peso de los grandes. Y a pesar de que él mismo era un Báthory por parte de una abuela y del enorme peso del apellido, se vio obligado a emprender acciones contra su prima.

El resto ya lo conocéis.

Saludos.

#13

Escrito 23 septiembre 2007 - 15:23

Lo de la condesa parece más leyenda que realidad xD. Admás es algo que paso hace muchisimos años y ya se sabe lo que pasa con esas cosas. Pero aunque lo hayan exajerado me parece interesante igualmente.

Muy guapo el post Shaiyia, me has tenido aqui leyendo un buen rato xD.

Saludos!!

    lombax

  • EXPULSADO
  • vida restante: 0%
  • Registrado: 10 oct 2006
  • Mensajes: 3.687
#14

Escrito 23 septiembre 2007 - 15:29

"Secuestraba a los niños, les sacaba la sangre, las grasas y el tuétano de los huesos, los ingredientes necesarios para elaborar sus pócimas mágicas"
" En un saco había un trajecito de niño y un cuchillo ensangrentados. En otro, costillas, clavículas, rótulas… En un armario, una cabellera rubia. En otro, medio centenar de frascos rellenos de sangre coagulada, grasa y otras sustancias"
Dios, me ha recorrido un escalofrío por todo el cuerpo al leer esto.

  • victorien

  • Heraldo de la Muerte

  • vida restante: 100%
  • Registrado: 01 feb 2006
  • Mensajes: 1.610
#15

Escrito 23 septiembre 2007 - 15:35

O.o, yo he visto una de esas doncellas de hierro (en Santillana de Mar, Santander en el museo de la Tortura) es impresionante lo que ahcia esta mujer..., otra cosa si alguna vez vais a santillana del mar por favor no entreis en el museo de la tortura, pase un rato malisimo


Este tema ha sido archivado. Esto significa que no puedes responder en este tema.
publicidad