Jump to content
  • Buscar en
    • Más opciones...
    Encontrar resultados que contengan...
    Encontrar resultados en...

Archivado

Este tema ahora está archivado y cerrado a otras respuestas.

nomada estelar

[F] Relatos mexicanos posmodernos - Lauro Zavala.

Publicaciones recomendadas

nomada estelar King

Publicado
vida restante: 100%
Imagen Enviada

Título: Relatos mexicanos posmodernos.
Autor: Lauro Zavala (compilador).
Año: 2001.
País: México.
Número de páginas: 133.
Editorial: Alfaguara.

Valoración: lo que puede nombrarse como posmoderno, lo que funciona como unidad del libro, es que los relatos se salen de lo común, pero comparten la incapacidad de transmitir una historia como tal. Parecen más bien como esbozos, como un instante tomado que se sumerge entre indagaciones, pensamientos y piruetas con el lenguaje. Y esto no necesariamente es malo. Hay, dentro del libro, relatos que brillan por su originalidad o ejecución.

La brevedad que poseen casi todas las piezas me obligó, de cierto modo, a no crearles mensajes como relatos en el hilo correspondiente. No obstante, dejo a continuación la lista de cuentos:

El camaleón que no sabía qué color ponerse Augusto Monterroso.
Cómo te quedó el ojo (querido Gervasio) José Agustín.
Por varias razones Alejandro Rossi.
El secreto está en la mano izquierda Carlos Monsiváis.
El museo de los Metaxiphos Salvador Elizondo.
Cosa pequeña, pues Armando Ramírez.
¿Saben ustedes lo que es un detalle? - Bárbara Jacobs.
Una carta muy íntima - Lazlo Moussong.
La cuerda Fabio Morabito.
Nos han dado Cadereyta Rafael Pérez Gay.
Siendo papá Dante Medina.
Caen trozos de cabello en las peluquerías del mundo Luis Humberto Crosthwaite.
Rocío baila Guillermo Samperio.
Leyendo a Moby Dick Pedro Ángel Palou.
Narciso Luis Miguel Aguilar.
El tipo del coche Paco Ignacio Taibo.
La apariencia: una casualidad Daniel Sada.
El paragüas de Wittgestein Óscar de la Borbolla.
Una familia feliz Martha Cerda.
El libro de García Mauricio José Schwarz.
Lo que tú necesitas es leer a Kant Francisco Hinojosa.
Delirio de estar contigo Ignacio Trejo Fuentes.
La historia de los otros Subcomandate Marcos.

Algunos cuentos cruzan la frontera de la hibridez y me parecen más ensayos, otros meras descripciones que relatos, pues, sin importar que me digan purista, les falta la historia, que considero esencial para la narrativa.

Sin embargo, destaco por separado los cuentos que más me gustaron, sin demeritar por completo los otros relatos. Saben ustedes lo que es un detalle es una reflexión de la capacidad de influencia que tiene en el lector el conocimiento de la vida de su autor, que hace que pierda cierta validez, pureza literaria. Una carta muy íntima, la joya del libro, es una carta escrita por, uno puede imaginarse, un estructuralista por completo, tal vez un empresario de lo más cuidadoso, en la que le pide a su novia que deje de serlo, y le expone las razones; no sólo es divertido por lo que dice, sino que también los sonidos que llega a crear demuestra una selección minuciosa de las palabras. Nos han dado Cadereyta es una parodia de la obra de Rulfo, con mucho humor, sobre todo al principio, pero que se va desinflando mientras avanza, en lo que el humor se pierde y se aleja de la obra del autor de Pedro Páramo, claro, con la justificación de lograr la verosimilitud. El libro de García es una historia fantástica que se centra en una librería muy extraña y en los libros que son, de alguna manera, destinados a cada lector. Lo que tú necesitas es leer a Kant es una conversación de la que sólo podemos tener una parte, la versión de un personaje, sin darle voz al otro, pero escrito con maestría para poder intuir lo que el interlocutor responde; a veces es agrío y otras muy gracioso, lo que lo hace muy recomendable.

Como anécdota personal, el libro lo compré para un regalo, sin verlo bien. Al llevarlo a mi casa le eché un vistazo y me llamó la selección de autores como Daniel Sada, Francisco Hinojosa, Alejandro Rossi, Salvador Elizondo, y sobre todo, el líder y cara del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), el subcomandante Marcos, que con todo lo pasado y deterioro de su imagen, el tipo del pasamontañas continúa siendo, de cierto modo, un ícono en la historia reciente del país. Sabía ya que era un estudiante que dejó inconclusa su carrera de letras en la UNAM, por enlistarse en el movimiento contra la segregación indígena, pero nunca había tenido oportunidad de leerlo. Ya que lo hice, su relato nome gustó.

Éste fue el primer libro que leí en el año. Una buena forma de empezar.

*
**
***
****
*****

Recomendación: Varios relatos son ejemplos del oficio, muy divertidos y breves, algo que hay que tener en cuenta, porque seguramente con un aumento en el número de páginas, perderían frescura.

Compartir este mensaje


Enlace al mensaje
Compartir en otros sitios web

  • Explorando recientemente

    No hay usuarios registrados viendo esta página.

  • Crear nuevo...