Nostalgia de Survival Horror

Regreso al pasado

Silent Hill: Downpour es el último intento de una franquicia clásica de recuperar la esencia del subgénero conocido como Survival Horror. La nueva iteración de Konami ha vuelto a ser un quiero y no puedo, un intento de los fans más que de la propia compañía en eso del creer que esta vez sí sería la buena. Pero más allá de la fe, tanto los antecedentes como la situación particular de la desarrolladora japonesa en esta generación de consolas no parecían ser factores muy alentadores. Muchos de los grandes nombres de Konami no han acabado de arrancar –Kojima a un lado- o, por lo menos, no al nivel que nos tenían acostumbrados no hace mucho. Pero Downpur no es solo consecuencia de esto, sino también de un género que no encuentra su lugar. El survival horror, un estilo de juego del que se empieza a tener añoranza.

Dos nombres han sustentado por encima de todos lo que conocemos como Survival Horror. Uno es Silent Hill de Konami, el otro, el videojuego que acuñó por primera vez esta etiqueta para definir el género de terror: Resident Evil. Ambos marcaron seguramente la época dorada de este tipo de productos, con obras que han pasado a la historia de los videojuegos. Las dos primeras entregas de ambas franquicias, sin ir más lejos, sirven como referentes de un género que se ha ido desvaneciendo. Durante la presente generación de consolas se ha vivido el deterioro del Survival Horror en las carnes de ambos nombres. Resident Evil 5 era la elevación a la máxima potencia del giro a la acción de Resident Evil 4; Silent Hill Homecoming fracasaba en su intento de convertirse en un survival horror digno de la actual generación. Downpur en este caso no ha servido para paliar esa sensación en la saga sobre el pueblo maldito, mientras que spin-offs como Racoon City tampoco buscan diferenciarse de la saga troncal hacia el lado survival, sino más bien hacia más acción.

Silent Hill: Downpour, última iteración de la saga de Konami.
Silent Hill: Downpour, última iteración de la saga de Konami.


En un reportaje centrado exclusivamente en la serie Resident Evil intentamos explicar el camino seguido por la saga de Capcom hacia la acción repasando toda la franquicia. Nuestra voluntad ahora es hacer una visión más global de lo que ha sido el género del Survival Horror, como ha ido evolucionando en distintas ramas y productos y como se ha ido perdiendo en la generación actual de consolas. Que Resident Evil 4 diera un giro en la saga de Capcom podía ser un elemento anecdótico dentro del género. Que Silent Hill no encuentre su lugar cuando fue referente absoluto, Alone in the Dark haya caído en el más profundo de los olvidos con su última iteración y que nombres como Parasite Eve o Project Zero no estén en primera línea, es cuánto menos sintomático.

Ante estos tiempos difíciles para los survival horror y, sobre todo, para los usuarios que gustan de este tipo de juegos, nos disponemos a echar un vistazo a cómo ha ido cambiando el survival horror con el paso del tiempo. Las compañías se empeñan en diseñar y ofrecer videojuegos que quieren colocar dentro de este género, pero que está alejado del Survival Horror clásico por definición. Sagas que han cambiado, nuevas que intentan beber de algún detalle del género pero que son esclavas de los tiempos que corren…  Nostalgia de Survival Horror. Del que conocíamos, del que explotó años atrás.

Resident Evil 6, siguiente parada en esto de los Survival Horror.
Resident Evil 6, siguiente parada en esto de los Survival Horror.


El Survival Horror clásico, antecedentes
Survival Horror, que trasladado a nuestro idioma aúna los conceptos de supervivencia y terror, es un término que se usa para definir los juegos de miedo que apareció hace más de quince años: con la aparición de Resident Evil, juego de Capcom para Playstation que fecha de 1996. La compañía japonesa usó ese término para definir lo que era su nuevo videojuego. Resident Evil no había inventado el género ni era una revolución por sí sola (a pesar de presentar una fórmula que en términos generales sí supuso un impacto importante), sino que bebía de productos anteriores a él en muchos elementos. Se convirtió, eso sí, en el ejemplo perfecto de lo que debía ser un Survival Horror y dio inicio a dos cosas: la época dorada de este nuevo subgénero de la aventura de acción y tomar conciencia de que había un terreno en el que habitaba el terror y los videojuegos para explorar. Y explotar. Survival Horror, eso sí, tenemos algunos de años atrás.

Sin ir más lejos, Sweet Home de la propia Capcom es una clara influencia –reconocida por la compañía desarrolladora- en el trabajo de creación de Resident Evil. De hecho, el gran bombazo de Capcom empezó siendo un remake de ese pretérito producto de finales de los ochenta que nunca vio la luz fuera de Japón. Resident Evil fue creciendo y acabó teniendo entidad propia. El antecesor recreaba una mansión encantada, cinco protagonistas y la necesidad imperiosa de escapar de ese lugar. Si enumeramos algunos elementos de Sweet Home veremos como responde a la definición de Survival Horror: criaturas horribles contra las que luchar y, en muchos casos, escapar; puzles que solucionar para poder avanzar; inventario limitado como ejemplo de escasez y prioridad de las necesidades que todo Survival pretende; y tensión en ambientación y situaciones.

Alone in the Dark, referente del género.
Alone in the Dark, referente del género.


A pesar de haber algunos otros Survival Horror que precedieron a Sweet Home de Capcom, se considera a Alone in the Dark el primer juego del género de manera pura. Estrictamente no tiene porqué ser así –salió 4 años después de Sweet Home- aunque sí es cierto que la repercusión que tuvo la obra de Frederic Raynal, su éxito y la combinación de elementos lo convirtieron en otro referente lleno de influencias para Resident Evil. Era el que más Survival Horror ofrecía de las propuestas anteriores (Sweet Home, sin ir más lejos, era primero RPG) gracias a la ambientación que ofrecía,  la habilidad para asustar a los usuarios cada dos por tres a lo largo del desarrollo de la aventura y la explotación del concepto supervivencia: actuar de manera veloz para mantenernos con vida. Puzzles como elemento diferencial para poder avanzar, combates escasos pero perfectamente integrados y un embrollo argumental más que destacado.

Edward Carnby protagonizando Alone in the Dark es seguramente el gran referente de la primera etapa de los Survival Horror por lo que hemos descrito anteriormente. Un juego influyente, que marcó un antes y un después y que se podría considerar, si se permite la comparación, el Street Fighter II de los videojuegos de lucha. Al menos para el boom que eclosionó cuatro años después con la llegada de Resident Evil, el juego que acuña el término Survival Horror y que por lo tanto da forma y sentido a una manera de entender los videojuegos. Los parámetros de la obra de Capcom son los parámetros del género, a la vez que sirven también como respuesta moderna a lo que se había visto a lo largo de la década previa a la mansión de Raccon City.

Resident Evil, juego que acuñó el término Survival Horror por primera vez.
Resident Evil, juego que acuñó el término Survival Horror por primera vez.

Pag. 1 de 4

Anterior Siguiente

1997-2017 © MeriStation, All Rights Reserved

Webs de PRISA

cerrar ventana