Shenmue III (PC)

PC, PS4

Imagen de Shenmue III (PC)

Qué podemos esperar de Shenmue III

PC, PS4 Avance

Shenmue III, una secuela directa 18 años después

Como juego que concluye en un abrupto “to be continued”, es muy complicado hablar de qué esperar de Shenmue III sin caer en destripes de las dos primeras entregas de la saga. Es necesario hacerlo para diferenciar claramente dos grupos de fans y de expectativas: las de aquellos que se quedaron buscando marineros en Yokosuka y las de los que llegaron a perderse por los montes de Guilin.

Porque como se explica más adelante, aunque solo haya tenido dos entregas, Shenmue evoluciona mucho su experiencia desde su arranque hasta el punto en que se quedó. Lo que se mantuvo inmutable, la esencia de Shenmue, es una jugabilidad que desgraciadamente nadie ha replicado de manera convincente. Encender la consola de nuevo y cargar un viejo savefile permite comprobarlo de inmediato. Al poco de empezar a explorar, cierto personaje, que casi siempre se encuentra en cierto bar, aparece bailando en un lugar en lugar distinto. Eso es lo que hace especial a esta franquicia: su mundo está vivo, y jugarlo de nuevo cada vez es sorprenderse con detalles y situaciones en los que no habías reparado antes. El mimo puesto en los detalles es abrumador.

¿Qué es Shenmue?

No por muy repetido es fácil de entender qué supone que los personajes que habitan los discos de Shenmue no sean simples avatares caminacalles como estamos acostumbrados en los sandbox actuales. Una de las formas de echar horas a la entrega original era algo tan simple como inédito entonces (y ahora) en los videojuegos: ponerse a seguir a personas aleatoriamente. No es que hubiese interacción real, hablar con ellos solo reportaba en muchos casos frases olvidables (“how’s it going”, “see you around”), pero pero había algo fascinante en perseguir a estos desconocidos vecinos: descubrir dónde vivían e ir a esperar allí a primera hora de la mañana para aprender sus rutinas. Verles ir a trabajar, pararse de camino a hacer la compra, irse al anochecer a beber al bar... Con un poco de imaginación, podías imaginar su situación vital, sus circunstancias, empatizar en cierta medida con sus vidas.

shenmue_02_0.jpg Captura de pantalla

Y entre medias se desarrollaba una historia que, a diferencia del modelo de mundo abierto que luego popularizaría GTA, no va de aceptar misiones o moverse a puntos concretos en un enorme mapa, sino que transcurre de forma natural: Ryo pregunta y la gente responde. Muchas respuestas suponen una pérdida de tiempo, otras sin embargo dan pistas que llevan a nuevas preguntas y situaciones. Ser eficientes e ir directos a culminar el juego cuanto antes hace saltarnos varios eventos enteros y aún muchos más pequeños detalles y anécdotas. Shenmue es una saga que se disfruta más perdiendo el tiempo. Es la forma de jugabilidad que Suzuki definió en “The old man and the peach tree”, la prueba de concepto que dio origen a Shenmue.

Esa mecánica, familiar para quien jugase la primera entrega, se mantuvo pero dio un giro algo brusco hacia la acción en la segunda parte. A diferencia de la pequeña y acogedora Yokosuka, Ryo se enfrenta a un mucho más hostil (y basto) Hongkong, algo que el juego deja claro desde casi el primer momento con cierto acontecimiento temprano, y que llega a su pináculo, literalmente, en el épico final del III disco.

shenmueiixbox2.jpg Captura de pantalla


Pero como en la primera entrega, el alma de Shenmue II sigue estando en perder el tiempo interactuando de forma libre con el mundo y quienes lo habitan. El más evidente ejemplo de esa mecánica es la relación entre Ryo y Fangmei Xun: según la decisión del jugador, el tiempo que dedique a conocerla y las respuestas que dé, este personaje puede ser un simple secundario que apenas veremos unas pocas veces, o una bonita historia que recordaremos por siempre.

Quien se acerque de nuevas a la franquicia puede esperar, por tanto, de Shenmue III una experiencia que, como las anteriores entregas, tendrá mucho de viaje: una vez en destino puedes dedicarte simplemente a correr de un sitio para otro haciendo aquello que habías ido a hacer para concluirlo cuanto antes, o puedes dedicarte a saborear la ocasión, a recrearte en los detalles y a profundizar en los lugares, las gentes y sus historias. La franquicia Shenmue puede jugarse de la primera manera, pero está pensado para disfrutarse de la segunda.

Shenmue III (PC) Captura de pantalla

Un mundo muy cambiado

Los veteranos, por otra parte, aquellos que llegasen al final del cuarto disco de la segunda parte y llevan 20 años con la intriga de ver cómo continuaba la historia, no pueden quitarse una inquietud que el miedo a los espoilers impide vocear: El viaje de Ryo empieza intencionalmente rutinario, pero no está destinado a serlo. El mundo que se dibuja en el final de Shenmue II es uno de magia, de leyenda. Es difícil prever cómo Shenmue III puede combinar esas dos almas (mundo real vs mundo de leyenda) avanzando en su historia sin alienar a aquellos que al solo conocer la saga de oídas o haber jugado solo la primera parte tienen una imagen muy distinta de la saga. En ese sentido la necesidad de una remasterización de los primeros títulos se presenta como casi imperiosa para su éxito.

Shenmue III (PC) Captura de pantalla

Respecto al tono de la aventura, es difícil saber si en esta tercera entrada de la franquicia el juego volverá a su faceta de acción como en los tres primeros discos de la segunda parte (especialmente  tercero), o por contra mantendrá el tono intimista del último y la primera entrega. Al fin y al cabo, Ryo vuelve a tener un hogar en Bailu Village, y ahora una compañera, algo que se deberá reflejar en las mecánicas. Ya sabemos que la presencia de Shen Hua sí tendrá reflejo en el argumento, pues Suzuki ya ha adelantado que uno de los focos en la historia serán las diferencias en la forma de pensar de hombres y mujeres.

shenmue-iii.jpg Captura de pantalla

Una nueva forma de luchar

Entre explorar y explorar, de nuevo Ryo tendrá que poner en práctica sus artes marciales, y en este sentido y en contra del resto de aspectos del juego, Yu Suzuki ya ha adelantado que nos preparemos para un importante cambio en el sistema de combate: si el de las dos primeras entregas estaba traído directamente de Virtua Fighter, esta vez Suzuki promete un cambio radical. Parece que este aspecto será con mucho el que más se aparte de lo que hemos conocido hasta ahora en la franquicia.

Shenmue III (PC) Captura de pantalla

Suzuki ha definido el nuevo sistema de combate como más simplificado y cinemático. Quiere innovar, en sus palabras, pasando de una mecánica como la de los juegos de lucha, basada en el timing, a una que tendrá más componente de puzle y coreografía. También quiere incorporar el uso de objetos que influyan en el curso de las batallas. Pero se mantendrán, como no, uno de los elementos más recordados de la saga: los QTE. Eso sí, en sus misteriosas palabras, Suzuki ha prometido a los fans afrontar el reto de crear la próxima evolución los Quick Time Events que él mismo contribuyó a popularizar, por lo que es de esperar que luzca renovado.

shenmue.jpg Captura de pantalla

Nuevos escenarios, nuevos personajes, viejos enemigos

Sabemos también que nos volveremos a enfrentar al Chi You Men, incluyendo de nuevo a nuestro archienemigo Lan Di. A él se le unirán otros miembros del Chi You Men, entre los que destacará la seductora y letal Niao Sun, presentada hace ya 20 años pero que aún no hemos podido ver en acción.

Todo ello mientras exploramos las tres principales localizaciones del juego: Bailu Village, el tranquilo hogar de Shen Hua y del árbol Shenmue; Choubu Area, una bella villa ribereña de calles empinadas y aspecto inconfundiblemente chino donde se concentrarán templos y comercios; y Baisha Village, un lugar en el que es conocido que tendremos tanto una misión de infiltración como a otra en la que sobrevivir a un asedio. Entre estos tres lugares conoceremos e interactuaremos con los más de 100 personajes que Suzuki ha confirmado formarán parte de la historia principal.

Shenmue III (PC) Captura de pantalla

Volverán también de nuevo, como no podía ser de otra forma, los minijuegos, las apuestas callejeras e incluso, al parecer, las carretillas elevadoras… Solo falta esperar unos pocos meses para ver si la fórmula de Shenmue, tan alejada de la evolución posterior de lo que se conoce hoy en día como mundos abiertos, será capaz de llegar no solo a aquellos que lo esperan con anhelo desde hace casi dos décadas, sino también a un público nuevo que no ha conocido las mecánica de la saga aún. Que el trailer oficial no alcance el millón de visitas en el canal de Playstation no es un buen síntoma, pero al menos esta vez sabemos ya que el idioma no será impedimento: está confirmado que el juego saldrá completamente subtitulado al español.

1997-2018 © MeriStation, All Rights Reserved

Webs de PRISA

cerrar ventana