Rogue Aces (PS4)

PS4, NSW, PSV

Imagen de Rogue Aces (PS4)

Rogue Aces, análisis

PS4

Nota Meri 7,5 Bueno

Usuarios

Tu Nota Puntua!

La Segunda Guerra Mundial es uno de los eventos históricos que más inspirados los videojuegos bélicos. Call of Duty, Commandos, Medal of Honor… son algunas de las sagas que han tratado uno de los conflictos militares más devastadores a nivel global. La mayoría de ellos se caracterizan por un enfoque adulto, inclinado al naturalismo o a la fantasía, pero siempre manifestando el lado más violento que caracteriza a las batallas en las que se decidió el destino de Europa. Rogue Aces también se ambienta en la Segunda Guerra Mundial, pero con una perspectiva diferente en cuanto a ambientación, marcada por unos gráficos sprite 2D y una estética colorista y amable. Este roguelike, alejado de los habituales juegos de disparos, propone un desafío provoca en el jugador un constante deseo de autosuperación y adicción.

Infinite State Games es el estudio que ha dado luz a Rogue Aces. Formado por los británicos Charlie Scott-Skinner y Mike Daw, admiradores de la saga Souls, así como de otros títulos clásicos como Pac Land o Bubble Bobble, cuya influencia es palpable en sus obras. Frutorious HD es el primer título de la compañía, un colorido plataformas para iOS, en el que controlamos al encantador Sr. Fruits, una manzana con bigote que debe rescatar a sus amigos convertidos en fruta. Para ello, debemos trazar la parábola del salto que dará nuestro afrutado héroe, con el fin de que pueda alcanzar al mayor número de rehenes posible.

Rogue Aces (NSW) Captura de pantalla

Don’t Die, Mr. Robot! DX es el título más reciente de Infinite State Games. En este arcade controlamos a un encantador robot amante de la fruta, pero que explota al comerla. Dichas explosiones servirán para acabar con las gigantescas máquinas que desean devorar al Sr. Robot. Este juego ofrece una acción frenética y en la que debíamos demostrar nuestras habilidades tácticas. Contiene, además varios modos de juego: Arcade, Batalla infinita y Relax. Su esencia tiene mucho en común con el título que analizamos a continuación.

Roguelike bélico sobre alas

Rogue Aces se presenta como un roguelike bélico en scroll 2D con diversos modos de juego en los que acción trepidante es el motor principal. Tras un tutorial en el que aprendemos los sencillos controles de nuestro avión, y sobre los que podemos profundizar en el Modo Entrenamiento, estaremos preparados para lanzarnos a la guerra.

Rogue Aces (NSW) Captura de pantalla

Nos ponemos en la piel de un piloto de la Segunda Guerra Mundial y seguiremos las órdenes de nuestro enérgico capitán. Antes de empezar, escogeremos a nuestro héroe volador entre un hombre y una mujer que, desde su uniforme, lucen un coqueto look acorde a los años 40, con un cuidado peinado y, en caso de ella, el clásico carmín que se estilaba en el momento. Ambos pilotos irradian seguridad en sí mismos, y no sólo en su atractivo aspecto, sino en la confianza que transmiten a través de sus frases y que contagian al jugador el entusiasmo de ponerse a los mandos, lanzarse al vuelo y abatir a tiros a nuestros enemigos. 

El Modo Campaña está diseñado con un original patrón. Se compone de 100 misiones aleatorias cuyo orden varía en cada partida y que consistirán en una variedad de tareas, a priori, sencillas, como abatir tres aeroplanos enemigos, un Zeppelin, eliminar a una tropa de paracaidistas, etc. Sin embargo, diversos obstáculos se antepondrán para sabotear nuestro cometido: los aviones del otro bando nos perseguirán y debemos vigilar nuestro combustible y la integridad de nuestro vehículo. Cabe mencionar que las misiones del Modo Campaña pueden resultar repetitivas al cabo de unas horas, con lo cual se agradece la inclusión de dichos modos. 

Rogue Aces (NSW) Captura de pantalla

El cielo será el campo de batalla, y el desplazamiento en 360° nos creará la sensación de que dominamos el terreno. Los controles, fáciles de asimilar y con una respuesta rápida y suave que colabora en dicha sensación. Nuestra munición básica será infinita, mientras que las bombas y torpedos estarán limitados. Durante el vuelo, podemos recolectar armas y mejoras de los enemigos derivados. No obstante, la ilusión de poder se desvanecerá cuando descubramos que, una vez derriben nuestro avión y nos estrellemos, se termina la partida. En el intervalo durante el cual explota nuestro avión y nuestro cuerpo se precipita, podemos activar el paracaídas y ocupar un aeroplano enemigo para permanecer combatiendo, lo cual supone un componente estratégico que nos hará valorar si merece la pena sacrificar nuestro vehículo para lanzarnos a por otro. Entre misión y misión, o en el momento que consideremos oportuno, regresaremos a nuestra base, en la que repostaremos mientras reparan nuestro aparato. Contaremos con tres aviones, que harán las veces de vidas. 

Al terminar la partida, veremos un recuento de nuestros logros, y aumentará nuestra experiencia como piloto. En cada ascenso de nivel, escogeremos una entre dos mejoras, que consistirán en una mayor capacidad de proyectiles más potentes, o un avión más resistente. En nuestras primeras partidas, superar el Modo Campaña será un desafío, pero a medida que nos hagamos con el control del avión y adquiramos mejoras nos abriremos paso en el reto de las cien misiones encadenadas y, a medida que ascendamos de nivel desbloquearemos nuevos modos, que añaden un valor de rejugabilidad con el que se premia al jugador por su habilidad y dedicación. 

Rogue Aces (NSW) Captura de pantalla

Modos adicionales que renuevan el desafío

En Rogue Aces, los modos adicionales que iremos desbloqueando a medida que aumentemos nuestra experiencia como pilotos y dediquemos horas al juego sentarán como una recompensa por su esfuerzo, despertarán de nuevo el interés y nos descubrirán nuevas formas de disfrutar de nuestros vuelos guerreros. La Campaña Veterana será igual que la original, pero con un único avión y un despegue y aterrizaje manuales. En el Primera Línea, tenemos varias misiones simultáneas a contrarreloj. En el Arcade, no habrá misiones, sino el objetivo de lograr la mayor puntuación posible. En el Supervivencia, deberemos mantenernos con vida el mayor tiempo posible en una batalla aérea sin fin. Cada vez que desbloqueemos uno, desearemos dedicar más horas para ver el siguiente, y es que el aliciente se mantiene constantemente vivo. Rogue Aces nos devolverá la experiencia de las máquinas recreativas, de las partidas rápidas a un ritmo vertiginoso a través de las cuales cumpliremos la fantasía de pilotar un avión militar. 

Vintage y rock and roll en sprite 2D

La estética vintage del juego va en consonancia con la época de los años 40 en la que está ambientada. Para reforzar su aspecto retro, contramos con unos gráficos sprite en 2D que lucen una paleta de colores vibrantes. Los escenarios se generan de manera procedural, con lo que el jugador se sorprende continuamente mientras descubre el paisaje. A esto se contrarresta una escasez de variedad de enemigos, que habría enriquecido el juego considerablemente.

Rogue Aces (NSW) Captura de pantalla

Rogue Aces muestra, a su vez, un rostro más suavizado de la Segunda Guerra Mundial, con el fin de abarcar a todos los públicos. Identificamos el contexto histórico por el diseño del avión y la vestimenta de los personajes, pero no veremos banderas ni insignias de ningún tipo. Con todo, los nombres anglosajones nos proporcionarán la pista de que luchamos en el bando de los Aliados.

El rock and roll conformará la banda sonora que nos acompaña en la partida, y resultará el mejor acompañamiento para insuflarnos ímpetu a la hora de lanzarnos al cielo a derribar aviones enemigos. Las canciones electrizantes marcarán el ritmo acelerado de una sucesión de batallas sin reposo en las que la muerte puede convertirse en nuestra compañera de vuelo en cualquier momento. Sin embargo, se echa en falta una mayor variedad de temas en su repertorio. 

Rogue Aces (NSW) Captura de pantalla

La traducción al castellano es correcta y elogiamos que mantenga vocablos contemporáneos como “viejales”. Por otro lado, si jugamos con la piloto, detectaremos que algunas veces el capitán nos trata en masculino, lo cual pone en evidencia las carencias de una localización que podría haber tenido en consideración ambos géneros. 

Este juego ha sido analizado en su versión para PS4.

Conclusión

Rogue Aces es un roguelike de batallas aéreas en scroll 2D con generación procedural de escenarios que nos propondrá un reto equilibrado. En él, nos pondremos en el lugar de un piloto de la Segunda Guerra Mundial que deberá cumplir una serie de misiones breves, pero en las que los enemigos y el permadeath supondrán unos obstáculos nada desdeñables. El movimiento en 360º y la sencillez del manejo de nuestro avión nos hará sentirnos cómodos y ágiles a los mandos. La dificultad estará muy bien ajustada; desafiante durante las primeras horas y paliada a medida que subamos de nivel y adquiramos mejoras para nuestro avión. El diseño del Modo Campaña nos sorprenderá continuamente, puesto que consiste en un compendio de cien misiones que se sucederán aleatoriamente en cada partida. A medida que sumemos experiencia, se desbloquearán nuevos modos de juego que aportarán frescura y rejugabilidad. 

Lo Mejor

  • Un desafío bien equilibrado que mantiene el interés
  • Escenarios procedurales que sorprenden al jugador continuamente
  • Una jugabilidad muy cómoda y asequible

Lo Peor

  • Enemigos muy poco variados
  • Las misiones del Modo Campaña, aunque veloces, pueden resultar repetitivas
7,5
Bueno

Cumple con las expectativas de lo que es un buen juego, tiene calidad y no presenta fallos graves, aunque le faltan elementos que podrían haberlo llevado a cotas más altas.

1997-2018 © MeriStation, All Rights Reserved

Webs de PRISA

cerrar ventana