New Super Mario Bros. (DS)

DS

Imagen de New Super Mario Bros. (DS)

El Mario más grande

DS

Nota Meri 9 Excelente

Usuarios

Tu Nota Puntua!

Mario no es un desconocido para casi nadie a estas alturas. Da igual cuál sea tu plataforma favorita, o que ni siquiera te gusten los videojuegos, el bigotudo fontanero italiano es ya un icono que se reconoce en todo el mundo. El personaje mascota de Nintendo no sólo ha sido protagonista de una infinidad de títulos, sigo que sigue en la brecha y vuelve a DS con una nueva y original propuesta.

Y es que desde que vio la luz su primera aventura en Mario Bros. No ha parado de trabajar, abarcando prácticamente todos los géneros: plataformas en infinidad de ocasiones destacando Super Mario World y Mario 64; carreras con la subsaga Mario Kart; lucha con Smash Bros.; deportes varios como el golf, el tenis o el fútbol; la lista es realmente extensa.

Pero New Super Mario Bros. para Nintendo DS es algo que no nos esperábamos a estas alturas. Es una continuación en toda regla de la esencia del primero, del original, de aquella primera aventura de NES, Mario Bros. La apuesta era arriesgada, pero no estamos ante un remake ni una conversión mejorable: estamos ante una entrega totalmente nueva que recupera los mejores elementos de los títulos de plataformas Mario hasta la fecha.

Así pues, la sorpresa que nos hemos llevado con este título ha sido mayúscula, especialmente aquellos que no esperábamos un título tan rompedor como ha resultado ser. Después de arrasar en medio mundo, destacando especialmente el éxito que está teniendo en Japón, Mario vuelve a nuestro mercado para seguir triunfando. Y lo cierto es que lo tiene todo para conseguirlo.

02_90.jpg Captura de pantalla03_80.jpg Captura de pantalla

Historia simple pero efectiva
New Super Mario Bros nos ofrece un argumento simple a más no poder: la princesa Peach ha sido secuestra por baby Bowser y nuestro deber será rescatarla. No nos encontramos con nada más profundo que esto, pero no le hace falta al título para conseguir enganchar, divertir y querer sacarle partido a todo lo que oculta en su interior. A veces las cosas más simples son las más divertidas.

De este modo, el sistema de juego se basa en avanzar a través de los niveles que se nos van descubriendo. Hay ocho mundos, de los que hablaremos más adelante, y cada uno de ellos está compuesto de un número variable de niveles que, al ir completando, abrirán los caminos por los que podremos continuar avanzando. Hay rutas básicas y alternativas, por lo que la variedad y rejugabilidad del título están aseguradas.

Los mundos
¿Quién no recuerda los famosos atajos del Mario Bros original? Gracias a ellos se podía saltar de mundo en mundo, llegando al famoso mundo final, el octavo, visitando sólo tres anteriormente. Pues en New Super Mario Bros nos encontramos con un interesante cambio de tercio: ahora habrá tres mundos ocultos de los ocho existentes, que deberemos descubrir cómo acceder a ellos.

Y es que, como ya hemos dicho, las desviaciones, atajos y caminos alternativos están a la orden del día en este título, y muchos niveles tendrán dos salidas distintas, llevándonos cada una a un lugar diferente. Es sin duda un detalle muy de agradecer a los chicos de Nintendo, que han conseguido de este modo tan simple alargar la vida de un juego a priori limitado, y potenciar la rejugabilidad hasta límites insospechados.

07_74.jpg Captura de pantalla08_67.jpg Captura de pantalla

Cada mundo está compuesto de niveles donde Mario tendrá que hacer lo que mejor sabe: correr, saltar y acabar con goombas y tortugas que le salen al paso, entre otros muchos enemigos. En cada uno de estos niveles hay ocultas tres monedas estrella, que Mario deberá recoger (y acabar el nivel) para aumentar su cuenta de las mismas, que valdrán para comprar nuevas rutas en los mapas de los mundos o nuevos fondos para la pantalla táctil.

También habrá casas seta, en las que podremos conseguir objetos o un buen número de vidas en un divertido minijuego; y no podían faltar las casas fantasma, que pese a resultar interesantes, les falta algo del gancho y la magia que tenían las que disfrutamos hace tantos años en Super Nintendo, resultando más bien niveles vacíos que están porque tienen que estar.

Pero esto no empaña el resultado general en absoluto, y los castillos siguen siendo realmente divertidos y recomendables. Hay uno de mitad de nivel donde nos enfrentaremos a baby Bowser, y otro al final del mismo, donde la pequeña criatura nos mandará a uno de sus sicarios, bastante más peligrosos y llamativos. Desarrollo simple, pero que no dejará de sorprendernos en ningún momento.

Cabe destacar para terminar este repaso a los mundos del juego que el primero de ellos es todo un homenaje al título original, con niveles idénticos y hasta el enemigo final es el mismísimo Bowser. En el fondo es una pena que acabemos con él tan pronto, pero... el juego nos depara muchas sorpresas en este aspecto también.

Pag. 1 de 2

Anterior Siguiente

1997-2017 © MeriStation, All Rights Reserved

Webs de PRISA

cerrar ventana